La fábrica de heladeras Electrolux licenció a todos sus trabajadores por el plazo de un mes. La medida que se aplicará durante todo el mes de octubre apunta a bajar el costo operativo, dado el descenso de las ventas y el exceso de stock almacenado.

En diálogo con Conclusión, el secretario General de la UOM Rosario, Antonio Donello, enmarcó el conflicto y lo contextualizó diciendo: “Todos los gremios industriales no la estamos pasando bien; se cayó el consumo, se cayeron puestos de trabajo. El Gobierno Nacional no tiene políticas para la industria nacional, donde nunca se la cuidó y ahora estamos pagando las consecuencias”.

Todos los trabajadores están afectados, y si no hay cambios en esta política del Gobierno nacional tememos por la cantidad de pérdidas de fuentes de trabajo de acá a fin de año.

En tanto, el referente remarcó que “el Ministerio de Trabajo de la provincia nos acompaña porque sino tendríamos muchos más despidos del que tenemos hoy”.

“Con Electrolux pensábamos que no iba a haber inconvenientes hasta fin de año por el acuerdo de procedimiento de crisis que teníamos. Sin embargo, se le cayeron 60 mil unidades de venta y como consecuencia tuvieron que tomar otras medidas. La decisión de adelantar las vacaciones fue porque no se está vendiendo por lo cual había que parar 21 días la producción. La gente está pasando hambre; no va a comprar una heladera, un lavarropas y eso hace que cada vez se consuma menos”, detalló y se explayó Donello sobre la situación de la fábrica de heladeras.

La empresa cuenta con casi 1.000 empleados que cumplen tareas en la planta ubicada en Battle y Ordoñez al 3400.

En tanto, respecto al paro de la semana que viene, el gremialista fue claro: “La UOM va a ir al paro, vamos a salir a recorrer las fábricas que en otra oportunidad los han obligado a trabajar pero tenemos entendido que va a haber alto acatamiento porque el descontento es muy fuerte”.